¿Te atreves a practicar el Slow Sex?

Spas eroticos 

Ante un ritmo de vida ajetreado y una rutina con poco tiempo para todo ¿Cómo se han visto afectadas las relaciones intimas? la respuesta es simple: el sexo ya no se disfruta. Y no es por falta de ganas o porque tu pareja no te atraiga de esa forma, no se disfruta porque las personas, ante el trabajo y las responsabilidades, difícilmente se da el tiempo necesario para disfrutar de esta actividad tan placentera.

Por ello, centros como spas eroticos han tenido tanto éxito, ya que ofrecen a las personas la posibilidad de darse una escapada de la rutina diaria para disfrutar, o prácticas como el slow sex, una tendencia que las parejas y expertos en sexología recomiendan para que las personas puedan disfrutar verdaderamente de sus relaciones sexuales. 

¿De que se trata? 

La traducción literal de esta frase seria “sexo sin prisa” y esencialmente de eso se trata. Cuando los “rapiditos” pasaron de ser actividades esporádicas para convertirse algo habitual y la práctica de manera más relajada, consciente y sin presiones paso a un plano muy poco frecuentado por la pareja, las personas decidieron revertir la situación y propusieron vivir la experiencia al 100%.

Para ello, ralentizan cada etapa del proceso, con el único objetivo de disfrutar de las caricias, los abrazos, el tiempo que comparten las personas y sobre todo, la conexión que existe entre la pareja.

¿Cómo surgió?

La idea se retomo de la otro movimiento que involucra la comida: el slow food. Cuando las personas quisieron volver a familiarizarse con todo el proceso que implica llevar una plato a la mesa, la preparación de alimentos, los sabores y texturas, la gente pensó que seria bueno llevar este “reencuentro” a otras áreas, entre ellas la sexual.

Retomando un enfoque que parte de la filosofía tántrica, el objetivo principal de la práctica consiste en exaltar nuevamente lo placentero que resulta los preliminares antes de la unión carnal. Si retomamos la idea de la comida, sería una forma de que todo se cocinara a “fuego lento”.

Claramente no estamos diciendo que todos los encuentro deben llevarse ahora de esta manera, sino que para pueden emplearse como una practica de vez en cuando para darle variedad a la intimidad y reconectar con tu pareja a diferentes niveles, tanto el físico como la química y conexión emocional.

Si quieres llevarlo a la práctica con tu pareja, te recomiendo que se den espacio para llevarlo a cabo y si gustas, puedes agregar un aceite corporal y velas aromáticas para estimular sus sentidos y que el resultado sea mejor.

Facebook Comments
¿Te ha gustado el artículo?
[Total: 0 Average: 0]