¿Qué es la cámara hiperbárica?

camaras hiperbaricas en el df

Las cámaras hiperbáricas en el df  con dispositivos médicas para aplicar una presión atmosférica de niveles elevados de oxígeno puro al cuerpo, con el fin de que este elemento llegue a través del torrente sanguíneo a las áreas donde existe una deficiencia.

Algunas de las enfermedades que son tratables y se pueden tratar a partir de este método es el pie diabético, heridas crónicas, sordera súbita, intoxicación por monóxido de carbono, lesiones por aplastamiento, escaras, hipoxia, úlceras en piernas y pies, quemaduras agudas e injertos de piel, entre otras.

El Hospital General de México Dr. Eduardo Liceaga cuenta con una de las cámaras hiperbáricas más grandes del país, la cual funciona desde hace más de 10 años brindando servicio a pacientes del mismo hospital, así como los referidos a otras instituciones del Sector Salud. Es preciso mencionar que no todos los pacientes con este tipo de patologías son candidatos a este tipo de tratamientos, por lo que esto, se determinará a través de una evaluación integral de cada caso.

El oxígeno hiperbárico también ayuda a tratar las secuelas de tratamientos oncológicos, una de las más comunes e la que padecen los niños, la leucemia, la crisis hemorrágica, donde se ha logrado revertir este padecimiento en el ciento por ciento de los casos tratados por el Servicio de Cámara Hiperbárica del HGM.

Se trata de la disminución del oxígeno disponible para las células del organismo por lo que tiende a sufrir alteraciones en su normal funcionamiento pues no puede absorber la energía necesaria de la comida como carbohidratos, grasas o proteínas.

Las sesiones cámara hiperbárica ayudan a estabilizar este problema, pues la terapia consiste en respirar oxigeno puro en una sala presurizada. En esta cámara la presión de aire se eleva hasta tres veces más que la presión normal, así pues, los pulmones pueden respirar más oxígeno puro a una presión de aire normal.

De esta manera, la sangre se encarga de transportar el oxígeno a todo el cuerpo, lo que ayuda a combatir las bacterias y a estimular la liberación de sustancias llamadas “factores de crecimiento” y “células madre” las cuales favorecen la cicatrización.

Entonces, la hipoxia sería el aporte inadecuado de oxígeno a los tejidos. Los tejidos, órganos y sistemas tienen una diferente sensibilidad a la falta de oxígeno por lo que en unos el fallo de sus funciones aparecerá antes que, en otros, produciendo una sintomatología más temprana

Facebook Comments
¿Te ha gustado el artículo?
[Total: 0 Average: 0]