¿Que hacer con los niños en vacaciones?

Clases de canto DF, natación, un campamento, los cursos de verano son la opción más rápida que encuentran los papás cuando las vacaciones de verano llegan y no van a salir de vacaciones por cualquier cuestión. Pensar en darle una actividad que no sea ver televisión o estar en la computadora puede ser un buen descanso, sin embargo, no todas las personas podemos hacerlo.

Si no quieres que tus hijos se aburran en casa, puedes preparar divertidas actividades que no solo les darán bonitas experiencias, sino que comenzarán a despertar su curiosidad por ciertos temas e incluso empezar a desarrollar habilidades para el futuro. Pero si no se te ocurre que hacer para pasar tiempo de calidad con tus hijos, te proponemos las siguientes ideas:

  • Armen un karaoke en casa:

La música y el canto estimulan el cerebro y son una forma creativa de expresarse. Pueden hacer equipos y montar todo un escenario con sábanas y muebles. Además de ser una forma muy divertida de convivir en familia, permites que los más pequeños estimulen su memoria y sincronización.

  • Manos al jardín:

Acercar a los más pequeños a la jardinería es una buena forma de que aprendan sobre los seres vivos y lo importante que es cuidarlos y respetarlos. Si cuentas con un jardín en casa puedes plantar un pequeño árbol o tener pequeñas plantas en macetas y que los niños asuman la responsabilidad de mantenerlos en buenas condiciones.

  • Que tu casa se llene de risas:

Invitar a los amigos a jugar es bueno para que fomenten las relaciones sociales. La interacción con otras personas les ayuda a ser más abiertos y empáticos, además los pequeños pueden fortalecer su amistad y conocerse mejor fuera del contexto escolar.

  • Volvamos a nuestras raíces:

Si el lugar donde viven no es el lugar de origen de los padres, pueden realizar una excursión a su hogar natal y platicarles a sus hijos sobre sus tiempos de infancia. Además de entablar una mejor comunicación con los pequeños, también puede ayudar a que ellos preserven las tradiciones y se sientan identificados con su cultura.

  • Juega con ellos:

Los juegos de mesa Hasbro permiten estimular el intelecto en los niños. Una tarde resolviendo un rompecabezas o con turista mundial será una forma de crear bonitos recuerdos padre e hijo y que tu niño se sienta a gusto en casa. También pueden hacer otras actividades como sombras en la pared, disfraces improvisados o “veo veo”.

  • Actividades al aire libre:

Este tiempo puede ser perfecto para que hagan cosas que tenían pedientes: aprender a andar en bicicletas, en patines, volar una cometa, salir de campamento, lo ideal es que sea en familia y que la convivencia se desarrolle en entonces seguros.

¿Cómo elegir un arte marcial?

Las artes marciales y de defensa personal son un complejo mundo que desde tiempo ancestrales han desarrollado técnicas y disciplinas que se combinan, crecer y dan paso a más y más prácticas. Podemos toparnos con clases de karate, judo y Krav Maga en el Df, y aunque todas resulten ser maravillosa y puedan cubrir a la perfección nuestro deseo de aprender, ejercitarnos y tener un estilo de vida, existen tantas que tomar la decisión de cuál comenzar a practicar puede convertirse en un serio dilema

  • Plantea un objetivo

¿Por qué quieres aprender el arte marcial? Ocio, por deporte, condición física, para defensa personal, estar en competiciones son algunos de los motivos que las gentes tiene para comenzar sus clases.  Antes de siquiera acercarte a un centro de enseñanzas debes de tener claro porque quieres hacerlo. No es necesario que sea un solo objetivo, puede ser más de uno, pero eso te permite saber cuál disciplina tener en consideración y descartar otras tantas.

  • Reconoce a tu cuerpo

Debes saber tus limitaciones físicas y tu alcance. Un arte marcial exige resistencia, habilidad y fuerza. No es fundamental que seas un master en algún área, pero hay disciplinas que desarrollan más una habilidad más que otras.

  • Explora tus opciones y recuerda tus intereses culturales

Consulta las opciones que tienes antes de ir corriendo a la primera escuela de artes marciales que conoces. Muchos maestros calificados no necesariamente se encuentran en grandes complejos. También ten en cuenta el gasto que esto generará y elige la opción que sea más conveniente para ti. La mayoría de las artes marciales fueron desarrolladas bajo un contexto cultural especifico y si eliges alguna, no solo conocerás como golpear y moverte, sino que son las puertas para aprender sobre costumbres, idiomas, tradiciones e incluso filosofía de algún pueblo del misterioso oriente.

  • Checa las clases de prueba

Antes de decidirte por un arte marcial, puedes ver cómo se desarrolla cada una de ellas por medio de las clases de prueba, también puedes consultar videos, ver competencias o demostraciones como las organizadas por La Federación Mexicana de Taekwondo y si conoces a alguien que practique alguna, decirle que te platique un poco acerca de la disciplina, esto puede orientarte y ayudarte a tomar una buena decisión.

  • Ten cuidado

Si ya elegiste una escuela o centro de entrenamiento, asegúrate que el precio no varíe mucho según el nivel de entrenamiento ni que sea excesivo o garantice ciertas cosas en un periodo relativamente corto de tiempo. Las artes marciales llevan su tiempo, dedicación y sobre todo disciplina y compromiso. Puedes tomar de guía los precios de otras escuelas para saber si o no buena idea acudir al centro.

Tips para cuidar tus libros

Los libros, al igual que otros artículos, exigen cierto tipo de cuidados. El desgaste de las pastas blancas puede remediarse con forros de vinil, pero si no eres consciente de los otros daños que pueden causar determinado ambiente sobre las hojas, puede que su vida se acorte drásticamente. Toma nota para reordenar tu biblioteca personal y asegurarte de que todos tus ejemplares estén en las mejores condiciones.

Los libros no están diseñados para acomodarse en espacios pequeños y estar apretados. Tiene que tener el espacio suficiente entre ellos para poder sacar un ejemplar fácilmente de cualquier estante sin tirar otro o tener que sostener alguno para que no se salga. Si existe una correcta circulación de aire entre los libros, esto evita que la humedad se acumule y por ende, reduce las condiciones que favorecen los hongos, los cuales causan graves daños. Si tus libros ya no caben en su actual espacio, lo mejor es buscar estanterías en Amazon que se adapten a tu cuarto.

Un libro no debe de acomodarse por color, orden alfabético, género literario o tema. Deben de ordenarse de acuerdo a su tamaño y volumen. Mientras los libros de peso promedio se acomodan de manera horizontal, los libros de mayor peso deben ser colocados de manera vertical.

Su ubicación debe ser con lugares ventilados que no sean propensos a la humedad como los sótanos o los áticos y de preferencia que no sean expuestos a la luz solar directa, ya que el sol daña cualquier material de manera fatal. Si eres de las personas que gustan de los libros viejos o de segunda mano te recomiendo que antes de asignarle un lugar en tu biblioteca revises detenidamente al libro, ya que pueden almacenar gusano u hongos que al entrar en contacto con tus demás libros causaría una plaga que infectará todo.

Los inviernos son la temporada perfecta para que los piojos de los libros decidan buscar un nido. Mantener una temperatura caliente en la zona donde se encuentra tu biblioteca ayuda a alejar a estos bichos de tus estantes. Pero debes de recordar limpiarlos de vez en cuando y revisas si no existen alguna acumulación de insectos o polvo. Esta actividad la debes hacer al menos una vez al año, y si tu biblioteca está en áreas de uso común como la sala, deberán de estar al pendiente y hacerlo con mayor regularidad.

Si entre tus tesoros se encuentran libros valiosos o muy viejos, lo mejor es consultar a un especialista para su limpieza y preservación, pues si no se es cuidadoso puede terminar arruinando el volumen.

Cuida el medio ambiente desde casa

Además de usar un calentador solar de 16 tubos para que se bañe la familia en casa, existen muchos trucos para cuidar del ambiente desde nuestro hogar, que además de ser sencillos, nos permiten enseñarle y hacer que los niños sean conscientes de la importancia de respetar cualquier medio natural.

Estos consejos no solo permitirán la protección del planeta, sino que pueden ayudar a recortar gastos en casa y aprender sobre el ahorro, el uso responsable de los recursos, a reutilizar y reciclar.

Usar solo el agua necesaria. Aprender a bañarnos en el menor tiempo posible, lavarnos los dientes con un vaso con agua en vez de la llave del grifo y medir el agua que ocupamos para el inodoro y demás actividades de casa contribuye a preservar este líquido vital y a ahorrar un poco en la factura.

Separa la basura. Aprende y enseña a los pequeños a separar residuos orgánicos e inorgánicos, así como reciclables. Facilitas su clasificación y la forma en que cada cosa se degrada e incluso, si quieres empezar a trabajar en la jardinería, puedes ocupar tus desechos orgánicos para crear humus o composta.

Elige productos que pueden reutilizarse. Hay muchos productos a los que se les puede dar más de un uso, busca de esos y procura usarlos lo mayor posible, como las servilletas de tela en vez de las de papel. Comida que venga en frasco de vidrio o plástico duro en vez de los que vienen en bolsas de plástico, etc.

Di no a las bolsas de plástico. Si tienes que hacer tu compra en el supermercado o tianguis, puedes optar por llevar tu propia bolsa de mandando en lugar de esperar a que te llenen con bolsas de plástico.

No desperdicies la luz. La luz natural puede reducir el consumo de luz eléctrica así que cuando puedas aprovéchala al máximo. Además, cunado tengas que hacer uso de la energía eléctrica lo mejor es que ocupes la luz en la habitación en la que te encuentras, que la apagues o la prendas según tu desplazamiento en vez de alumbrar toda tu casa. Un plus se encuentra en adquirir foco de poco consumo de watts y larga vida, así el ahorro es más grande.

Ten plantas en casa. No importa si vives en una gran casa con jardín o en un pequeño departamento, siempre puedes tener una maceta con plantas en casa. ya que cualquiera de ellos, sea grande o pequeño tiene la capacidad de producir oxígeno. Además de que te ayudará a relajarte.

No necesitar ser parte de Green Peace para ayudar a tu planeta, solo un poco de iniciativa y mucha determinación